.

Social

Únete a 100 mil viajeros con tu e-mail

Visitar Tailandia: los seis lugares mágicos que no te puedes perder




Tailandia

Tailandia es uno de los destinos turísticos más atractivos del Sudeste Asiático. Sus paisajes naturales, el carácter hospitalario de sus habitantes, sus templos y ciudades milenarias son algunas de las propuestas más estimulantes. No hay que olvidar tampoco los precios, muy asequibles al viajero. Viajar a Tailandia supone una experiencia única. Los lugares para visitar en este país de ensueño son muchos, sin embargo sabemos que a la hora de viajar a un país extranjero no es posible visitar todo por falta de tiempo y por los costes… por eso, después de darte algunos consejos, te indicaremos los imprescindibles para que tu viaje sea inolvidable.

¿QUÉ DOCUMENTOS Y VACUNAS NECESITAS?


Para entrar en el país asiático solo hace falta el pasaporte, con una estancia máxima de 30 días, prorrogables por otros 30 con un suplemento. En cuanto a las vacunas son convenientes la de la fiebre amarilla y hepatitis A y B.


¿CUÁNDO IR A TAILANDIA?


La mejor época para visitar Tailandia es del mes de noviembre a febrero, ya que el clima es más suave y hay menos lluvias, pero en realidad se puede ir en cualquier época del año, con la ventaja de que es más fácil encontrar alojamiento y los precios son más económicos.

¿CÓMO COMUNICARTE CON LOS TAILANDESES?


A menos que no hables tailandés, lo que es necesario es que aprendas un poco de inglés para desenvolverte sin problemas en tu estancia, para llevar a cabo los trámites del alojamiento o las reservas de los vuelos para ir de una isla a otra. Puedes encontrar las frases principales del inglés para viajar en las clases online de Babbel.

¿QUÉ VER EN TAILANDIA?


BANGKOK


La capital es el lugar perfecto para tener una primera toma de contacto con el Sudeste Asiático, ya que tiene unas infraestructuras más occidentales que sus países vecinos y conserva gran parte de sus tradiciones orientales.


El lugar más majestuoso de toda la ciudad de Bangkok es El Gran Palacio Real de Bangkok. Construido como una ciudad dentro de la ciudad, ha sido el palacio durante años de la familia real tailandesa. Esta maravilla arquitectónica surge a orillas del Río Chao Phraya, está parcialmente abierto al público como museo y constituye la gran atracción turística de la capital tailandesa.
En Bangkok son muchos los lugares de interés, pero los más característicos son la popular calle Kao Shang y sus puestos de comida barata o el mítico barrio de Chinatown. Si te gusta hacer algo diferente podrás disfrutar de un agradable paseo en barca a través de sus canales para contemplar los templos budistas o practicar el Tai Chi en el parque Lumphini, a orillas del río.

CHIANG RAI


Chiang Rai es uno de los destinos turísticos más atractivos del norte de Tailandia. En esta ciudad no te faltarán cosas que hacer: desde maravillarte con el templo blanco hasta acercarte al famoso Triángulo de Oro. Una leyenda dice que en la ciudad de Chiang Rai se encuentran el cielo y el infierno representados por dos edificios: el Templo Blanco y la Casa Negra Baan Dam Museum. El primero mezcla los elementos tradicionales de los templos budistas con elementos modernos, con un resultado de extrema originalidad. El segundo edificio levantará una mezcla de sensaciones muy extrañas al observar las figuras y los muchos animales disecados que decoran las cabañas negras de las que se compone. Otros monumentos para visitar son Wat Huay Pla Kung, un complejo que hospeda una enorme figura de Buda de color blanco a la que se puede subir para disfrutar de unas fantásticas vistas panorámicas de todo el entorno y de la ciudad y Phra Kaew, el templo más venerado de la ciudad al ser el lugar donde se encontró la reliquia del Buda Esmeralda.


Chiang Rai está muy cerca del Triángulo de Oro. Es el punto donde se juntan las fronteras de Tailandia, Laos y Myanmar. Este lugar debe su nombre al gran tráfico de opio que se producía en este punto fronterizo con Laos y Myanmar, en el que se pagaban las transacciones en oro. Desde este lugar puedes tener unas vistas muy preciosas de los tres países mencionados.

CHIANG MAI


Chiang Mai cuenta con un número importante de templos budistas entre los más bonitos e importantes de todo el país. Una vez que hayas visto el casco antiguo de la ciudad empieza a visitar los templos que se encuentran en esta zona.

Los templos más importantes para visitar son el Wat Inthakhin y el Wat Bupparom, además del Wat Phra Singh y Wat Chedi Luang.


Chiang Mai es, además, el sitio perfecto para disfrutar de la naturaleza y practicar el deporte del senderismo. También son recomendables las visitas al parque nacional Doi Inthanon, uno de los más altos del país, y a la montaña sagrada de Doi Pui donde vive el pueblo de los hmong, la etnia más importante del continente asiático. Los más pequeños podrán disfrutar en alguno de los santuarios de elefantes de la zona, contribuyendo a su alimentación y limpieza.

SUKHOTHAI


La ciudad de Sukhothai se encuentra en el centro-norte de Tailandia, a unos 400 Km al Norte de Bangkok y 350 Km al Sur de Chiang Mai. Su mayor atracción son sus ruinas de Templos que se remontan a los siglos XIII y XIV.


Las ruinas de Sukhothai, declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO,  son junto con las Ruinas de Ayuthaya los dos lugares de templos  más importantes que visitar en Tailandia. El recinto amurallado del parque histórico alberga las ruinas de templos cuyo origen remite al siglo XIII y XIV. De hecho la localidad de Sukhotai fue la primera capital del país en el año 1238. Los templos están divididos en diferentes zonas. La zona central es la más importante ya que era donde vivían los habitantes de Sukhothai e incluso hubo un Palacio para los Reyes, pero al ser de madera ha desaparecido completamente. La zona Norte  está fuera de la ciudad amurallada  y en ella se pueden ver algunos templos maravillosos.

No puedes irte sin visitar en el parque histórico templos como el Wat Mahathat (el más grande), Wat Si Sawai (uno de los más antiguos) y el Ramkhambaeng National Museum (museo en el que se recogen los objetos más antiguos que se encontraron en esta ciudad).

KOH LIPE


Koh Lipe es otro de los encantos irresistibles de Tailandia. La isla, situada al sur de mar de Andamán, a 60 km de la parte continental de Tailandia y a solo 30 km de Langkawi, Malasia, es conocida por sus playas de aguas limpias y transparentes y la deliciosa comida hecha a base de marisco y pescado.
Cuando llegues a esta isla entenderás porque es conocida como “Las Maldivas de Tailandia”. Las playas más populares de esta isla son Pattaya y Sunrise Beach.


Pattaya es la segunda playa más grande de Koh Lipe. El agua del mar es espectacular y la arena es tan blanca que parece vivir en un sueño. En ella puedes bucear o simplemente pasear por su playa paradisíaca.

Sunrise Beach es la playa más larga de Koh Lipe. Las dos zonas más recomendables para bucear son en las cercanías de dos pequeñas islas situadas en frente de la playa, Son Koh Usen y Koh Kra a las que se puede llegar nadando.

KHAO SOK


No podrás marcharte de Tailandia sin visitar la impresionante reserva natural del Parque Nacional de Khao Sok. Allí podrás disfrutar de su gran diversidad de especies y plantas, y navegar en barca por el lago Cheow Lan. Podrás alojarte en una de sus casas flotantes y pasar una noche única, al abrigo de la naturaleza.


El parque puede ser segmentado en dos partes: la jungla salvaje y el lago Cheow Lan, donde encontrarás cabañas flotantes y podrás hacer actividades como kayak o visita a las cuevas. Entre montañas, ríos y lagos… ya puedes hacerte una idea de cómo será tu aventura rodeado de la naturaleza. Si quieres experimentar la selva tropical desde lo alto de un de un elefante, aquí lo puedes hacer. En el parque verás una gran variedad de plantas exóticas, árboles tropicales de madera dura con raíces enormes, bambúes, musgos. Es maravilloso, además, descubrir la gran variedad de formas de vida que coexisten juntas y darte cuenta de que existen animales que viven felices y libres en este inmenso paraíso.

No hay comentarios

Naturaleza y Viajes 2007-2019. Con la tecnología de Blogger.