.

Social

¿Te aviso de las nuevas entradas del blog?

Venecia, la ciudad más bonita del mundo

El Gran Canal de Venecia

Buenas noches, ¿son de Bar*s*elona? —nos preguntó.
No. ¿Por qué?
Les escuchamos hablar en español —nos respondió.
Somos del sur de España, de Andalucía.
¿Y qué ha*s*en solos a estas horas de la noche *acá* en la parada del vaporetto? —preguntó nuevamente.
Bueno... Estamos esperándolo para ir a la Isla de Lido-Sta. María Elisabetta. Acabamos de llegar a Venecia. Vamos a estar tres días. Teníamos reservada una habitación y nos han dicho que no les consta. Nos han dejado tirados. Por suerte, hemos encontrado abierta la oficina de turismo. Estaban cerrando. Nos han dicho que tan sólo queda una habitación libre en toda Venecia y hacia allá vamos.
¿Por qué no se vienen a nuestra casa? Así se ahorran algo de plata —nos propuso, sin más.
Bueno... ehhh... no sabemos... pués... ¡Venga va! —les dijimos, sin imaginar la sorpresa que nos esperaba.

Y así fue como nada más conocernos, Karina y Rolando nos invitaron a dormir en su palacete situado, quién nos lo iba a decir, en pleno Puente de Rialto. El viaje a Venecia, el viaje a Italia, comenzaba con buen pie.

Puente de Rialto, Venecia. Fotografía tomada desde una de las ventanas de nuestro alojamiento

Venecia parece de otro planeta, me atrevería incluso a decir de otra galaxia. Se aproxima más a la imaginación de un niño que a la realidad de un adulto. Es una joya preciosa que ha ido conservándose a pesar de sus arrugas. Su halo de misterio y sus secretos siguen en su mayoría intactos. Para mí, sin duda, es la ciudad más bonita del mundo.

Para gozar con tanta maravilla reunida en una sóla ciudad sólo hay un secreto: perder el tiempo caminando. Y eso fue lo que hicimos. Además de conocer la Venecia más popular nos atrevimos a explorarla dedicándole el tiempo necesario para comprenderla en toda su esencia, experimentando la fascinación de perderse entre un laberinto de callejones que huelen a pan horneado, descubriendo pequeños cafés, viendo a los auténticos gondoleros por estrechos y diminutos canales haciendo encaje de bolillos para no golpear sus joyas náuticas y descubriendo melodías procedentes de una vieja iglesia abandonada donde unos músicos ensayan.

En cualquiera de los casos, las zonas más populares de la ciudad de los 118 islas y los más de 400 puentes forman también parte de esa esencia e historia infinita y por tanto, merecen igualmente una visita pausada. La Plaza de San Marcos es la plaza más popular de Venecia. En ella se encuentra la Basílica de San Marcos, y que, aun habiéndola visitado hace diez años, sigue siendo para mí el monumento más impresionante de todos los que he visitado a lo largo de mi vida. En la basílica no olvides acceder a la Pala de Oro (Pala d'Oro), reconocida mundialmente como una de las obras más refinadas y complejas de la orfebrería bizantina.

Plaza de San Marcos, Venecia

En la misma plaza se encuentra el Campanile (el campanario de San Marcos) de casi 100 m. de altura. No olvides subir, pues las vistas son espectaculares. También se encuentra el Palacio Ducal, que alberga obras de Tintoretto y Veronese entre otros, y la Torre del Reloj (Torre dell'Orologio) que alberga el denominado reloj de San Marcos.

Campanile y basílica de San Marcos. Plaza de San Marcos, Venecia

Nos habían recomendado acercarnos hasta la Basílica de Santa María Gloriosa dei Frari. En ella se encuentran la Asunción de la Virgen, obra del pintor renacentista italiano Tiziano y una de las pinturas más bonitas de Venecia, la Virgen y el Niño, de Bellini, dos de esos cuadros que nos hicieron retener en la memoria durante nuestra adolescencia en la escuela. Fue todo un acierto la visita. Sin ser un entendido ni un apasionado del arte renacentista (reconozco que tampoco del mundo del arte en general), no dejo de reconocer que me impresionaron.

La Virgen y el Niño (izquierda) y la Asunción de la Virgen (derecha)

Navegar por el Gran Canal en vaporetto fue una experiencia fantástica. Nos gustó, pues de esta manera pudimos descubrir los palacios, edificios, iglesias y otros monumentos que asoman al canal. De otra manera es difícil verlos.

Nosotros subimos a uno de esos vaporettos que parten desde el Puente de Rialto y que te acercan hasta la Basílica de Santa María de la Salud (Santa María della Salute), de la que dicen que está soportada por un millón de pilotes de madera.

Uno de los famosos vaporettos de Venecia

Santa María de la Salud (Santa Maria della Salute), Venecia

También están los paseos en góndola (para muchos una actividad de lo más romántica). Aun siendo una turistada, decidimos subir a una de ellas (regateamos la tarifa inicial de 80 €). Es una actividad que recomiendo, pues es la única manera de pasear por los canales más pequeños y ver sus elegantes y escondidos palacios.

El Puente de los Suspiros es uno de los rincones más famosos y románticos de Venecia. Une el Palacio Ducal con la prisión de la Inquisición. Debe su nombre a los suspiros que daban los prisioneros desde aquí cuando veían por última vez el cielo y el mar. Existen algunas versiones más románticas que se utilizan como recurso poético.

Vista del Río Di Palazzo desde del Puente de los Suspiros, Venecia

Y cómo no, finalizamos nuestra visita a la ciudad más bonita del mundo visitando una tienda artésanal de máscaras. La máscara es un símbolo de la ciudad. ¿Quién no ha oído hablar del carnaval de Venecia? Callejeando por Venecia llegamos hasta Il Gatto Matto, en Dorsodouro 3856. Allí nos enseñaron el taller y parte de la obra expuesta a venta. Nos trajimos dos preciosas máscaras artesanales pintadas a mano.

Una máscara veneciana

Confío que estos destinos más destacados y populares de la ciudad de los canales y las gondolas os haya resultado de utilidad y que otras páginas como esta web te sirvan para comprenderla y disfrutarla en toda su esencia.

Después de tres días en el primer destino del viaje a Italia nos despedimos de Karina y Rolando. Nos colgamos las mochilas para dirigirnos hasta la estación de tren de Venecia y poner rumbo a la ciudad que cuenta con el segundo casco antiguo medieval más grande de Europa, Bolonia. Pero antes de hablaros de ella voy a contaros la sorpresa que nos llevamos nada más entrar en nuestro palacete situado en el Puente de Rialto. ¿Dónde nos metimos? Os adelanto que no tiene desperdicio. No os lo perdáis la próxima semana.

*Nota*. Todas las fotos de este artículo son diapositivas escaneadas tomadas en octubre de 2003.

--- Animaros a comentar este artículo y a seguirme en Facebook, Twitter, YouTube y Google+. También puedes suscribirte al blog para que te lleguen las novedades directamente a tu correo electrónico. ---

32 comentarios :

  1. Curiosa manera de empezar vuestra aventura por Venecia, en un palacete de unos desconocidos! Qué ganas de verlo... He estado dos veces en Venecia pero nunca me he subido a una góndola, los precios realmente son escandalosos. Pero acabo de ver que tampoco he ido a ninguna tienda artesanal de máscaras. Dicen que no hay dos sin tres... ;-)

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Kiana!

      Sí que fue curiosa la experiencia de dormir en el palacete de Rialto. En unos días os cuento todas sorpresas que vivimos en esta ciudad.

      Abrazos.

      Eliminar
  2. Supongo que a todos nos hubiese gustado conocer a esta entrañable pareja!! He estado en Venecia y coincido en que es una de las ciudades más bonitas que he visitado, es de otro mundo

    Saludos!!

    Te invito a que te pases por mi blog de fotos de viajes!!
    http://travelphotopayaso7d.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Daniel.

      Bienvenido a Naturaleza y Viajes.

      Seguro, Karina y Rolando fueron encantadores con nosotros. Y efectivamente coincidimos en que Venecia es una de las ciudades más bonitas del mundo.

      Saludos.

      Eliminar
  3. A veces lo peor se convierte en lo mejor. Sin duda, oiremos hablar de esos anfitriones próximamente, así que esperaremos. El recurdo que tenemos de Venecia es solo un poco más antiguo en el tiempo que el vuestro, y coincidimos en que la mejor manera de conocer venecia es perderse por sus calles, caminar y caminar sin rumbo fijo. Cierto, hay lugares que uno no puede dejar de ver, lo que no impide deambular por sus calles. Nos alojamos en un antiguo palacio, las noches más caras de nuestra vida viajera, aunque merecieron la pena. Descubrir Venecia al atardecer y por la noche, cuando la mayoría de turistas ha vuelto al continente, lo vale.
    Y una cuestión ténica, ¿que scanner usas? :)) El nuestro está pidiendo a gritos una renovación...
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guisantes.

      Claro, el próximo artículo os hablaremos de nuestros queridísimos anfitriones.

      Tú lo has dicho, la mejor manera de conocer la ciudad de los canales y góndolas es perdiéndose por sus calles. Es la manera de admirarla y contemplar su autenticidad.

      Es curioso, nosotros llevábamos también un palacio reservado y nos dijeron al llegar que no constaba la reserva. ¿Os imagináis que fuese el mismo? No recuerdo el nombre.

      Jajajaja... las viejas glorias fotógrafas conservamos miles de diapos... Siempre he acudido a una de esas tiendas que lo hacen y no mal por cierto, aunque también digo que ahora mismo me parecen muy caras. El precio de estas para Venecia ha sido de unos 50 cent de € por cada una, para mí una auténtica pasta.

      Un abrazo enorme.

      Eliminar
    2. Jajaja, estoy seguro que habrá una buena historia ahí.
      Lo de las diapositivas... uff, también tenemos miles, y es agotador escanearlas. Claro que 50 cent cada una es imposible de asumir. Habrá que aguantar nuestro viejo escaner!
      Un abrazo!

      Eliminar
    3. Espero que os guste la historia de Rolando y Karina. Aguanta, aguanta el viejo scaner, o prepara un buen puñado de monedas de €. Está carísimo.

      Abrazos.

      Eliminar
  4. Curiosa manera de conseguir alojamiento!!! Aunque me he quedado con la intriga de saber qué pasó en ese palacete... Muy mal eso de tener que esperar al siguiente post!! jijiji
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola M. Carmen.

      Jajajaja... Paciencia querida. La semana que viene os cuento esta historia. Te adelanto que no tiene desperdicio.

      Abrazos.

      Eliminar
  5. Venecia, Venecia... fue la ciudad que escogí para pasar la noche de mi 50 aniversario. Estoy totalmente de acuerdo contigo en que lo mejor que se puede hacer en la ciudad es perder el tiempo, perderse y volverse a perder.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, M. Teresa.

      Venecia es una ciudad muy agradecida. Lástima esos precios tan desorbitados que tiran patrás.

      Un abrazo, Teresa.

      Eliminar
  6. Seré breve: SIN DUDA UNA DE LAS CIUDADES MÁS BONITAS DEL MUNDO, pero quizás de las menos habitables, es como Rocamadour o Mont Saint Michel en Francia. Tanta gente agobia, eso lo sabemos todxs y no digo nada nuevo. Pero bueno no te voy a estropear el post, me gusta Venecia y dentro de una semana estaré por esa zona.
    Saludos viajeros
    El LoBo BoBo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paco!!!

      No, no , no me rompas el artículo.;-)

      Lo bueno de Venecia es que es única en el mundo y eso la hace diferente. A mí me emocionó conocerla y puedo garatizarte que jamás sentí algo tan especial en otra ciudad del mundo. Tal vez por lo que viví allí. Te lo cuento el lunes próximo.

      Disfruta en la ciudad de las góndolas y el vaporetto.

      Abrazos.

      Eliminar
  7. A pesar de ser fotos escaneadas están muy bien! Qué bonita Venecia, qué ganas de ir allí... Cuando he leído el precio de lo de montar en góndola he pensado "que le den por..." pero si dices que merece la pena entonces es que la merece :) Un abrazo Antonio!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Arancha, bienvenida de nuevo, mujer.

      Cuando puedas, no dudes en hacer una escapada a la ciudad más auténtica del mundo. Merece mucho la pena.

      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Curioso que os invitaran a pasar la noche en su palacete :-) Venecia tiene muchísimo encanto. A mi no me llamaba especialmente y reconozco que volvería mañana mismo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Verónica.

      Así es, fue bastante curioso. Ya verás el próximo lunes dónde nos quedamos realmente y las sorpresas que nos llevamos.

      Un abrazo.

      Eliminar
  9. che bella la mia italia.. e la mia gente +.+
    elena

    ResponderEliminar
  10. Preciosa ciudad. Es tan especial... yo estuve con 11 años y volví hace algunos con Bone... me siguió pareciendo el lugar más maravilloso del mundo.
    Besetes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Libreta Viajera.

      Coincidimos en que Venecia es el lugar más maravilloso del mundo y si por lo que fuese no nos atreviésemos a afirmarlo tan contundente, al menos hemos de reconocer todos que es, única en el mundo.

      Un abrazote.

      Eliminar
  11. Saudos desde México.

    llegue a tu pagina por mi busqueda sobre las mascaras venecianas y me a gustado mucho la forma en que relatas tus viajes, paso a recomendar tu pagina a mis amigos via facebook.

    una pregunta me podrias decir el precio de las mascaras que compraste, mi sueño es comprar 4 mascaras venecianas, de las mas significativas (Bauta, Naso Turco, Doctor Peste, Arlequin), para decorar una pared de mi casa.

    saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola hector españa.

      Bienvenido y muchas gracias por tus palabras. Es un placer.

      Lamento no poder darte el precio exacto, pues no lo recuerdo, pero eso í, me atrevería a decirte que, al ser artesanales, costaron algo caras, unos 30 € cada una y que en nuestro caso, merecieron la pena, pues es una obra artesanal que no tiene precio y por supuesto totalmente diferente a las máscaras industriales. Yo recomiendo el lugar que menciono para comprarlas.

      Si tienes más dudas sobre el viaje a Venecia, no dudes en escribirme.

      Abrazos.

      Eliminar
    2. (sorry un error de dedo, asi que volveremos a escribir)

      Mil gracias por tu tiempo Antonio Ruiz para responderme.

      €30 (euros) = $550 (pesos mexicanos), por las mascaras se me hace un excelente precio y mas comprandolas en Venecia, aca en México hay personas que las fabrican con la misma tecnica "CARTAPESTA" pero sus precios son del doble (es decir unos €60), un millon de veces comprarlas en Venecia, vere si encuentro alguna pagina de comercio electronico de algun taller veneciano.

      Una tecnica parecida a la CARTAPESTA, que se usa aca en México es el "PAPEL MACHE", y otra que a llamado la atencion mundial es la tecnica de la CARTONERIA, donde su maxima representacion son los ALEBRIJES (no dejes de leer esta historia: http://es.wikipedia.org/wiki/Alebrijes ).

      Bueno me despido y un gran placer el absorber cultura general de tus viajes.

      P.D. a mis amigos les a encantado tu pagina.

      Eliminar
    3. Gracias, hector.

      Gracias por ilustrarnos a todos con tu sabiduría "mascariensis". Un placer.

      Aníma a tus amigos a seguirme en mi página de Facebook, Twitter, YouTube y Google +.

      Saludos.

      Eliminar
  12. Un post que nos acerca lo mejor de Venecia, una de las ciudades más bellas e interesantes de Italia que refleja muy bien la cultura italiana. Te felicito también por tus excelentes fotografías. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias The Fun Plan.

      Bienvenido a Naturaleza y Viajes. Me alegra que te guste el post de Venecia, sin duda, como dices, una de las ciudades más bellas, para mí, del mundo.

      Un saludo.

      Eliminar
  13. He visitado algunas ciudades, Venecia entre ellas, y decir "más bonita del mundo" siempre es complicado porque todas son muy diferentes. ¿Qué tiene que ver Nueva York con Venecia? pues eso...
    Dicho esto también digo que no me extraña que consideres a Venecia la más bonita del mundo. Es, simplemente, espectacular. No tiene parangón.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola mikij1.

      Llevas toda la razón del mundo, pues es para el caso de tu ejemplo son difíciles de comparar, cada una tiene su encanto.

      Gracias por participar.

      Un abrazo.

      Eliminar
  14. Hola Antonio, vaya forma de empezar el viaje y menuda suerte cruzarte con esos anfitriones.

    Respecto a lo de las diapos, cuando tengo que recuperar alguna utilizo un antiguo visor pequeño y le hago una foto con una compacta. El resultado es decente y gratis :)

    Las fotos de esta entrada que parecen vintage ( http://www.siulerviajesyfotos.com/2014/07/5-planes-imprescindibles-si-visitas-la_8.html ) son diapos recuperadas así.

    Un abrazo

    Luis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luis.

      No puedes hacerte una idea la suerte que tuvimos conociendo a los dos anfitriones.

      Gracias por tus consejos, probaré con el visor y mi G12. En cualquier caso, creo que mis diapos han perdido color, se ven muy apagadas. recuerdo cuando las proyectaba en la parede hace años se veían fantásticas, pero no sé si se han degradado con el tiempo. Esas fotos del artículo que dices, salvo algunos minidetalles, no parecen escaneos, están geniales.

      Un abrazo y gracias por el consejo.



      Eliminar

Naturaleza y Viajes 2007-2014. Con la tecnología de Blogger.